Casa en dos tiempos

Reforma integral de vivienda en Zaragoza

Casa en dos tiempos

Reforma integral de vivienda en Zaragoza

Casa en dos tiempos

Reforma integral de vivienda en Zaragoza

Casa en dos tiempos

Reforma integral de vivienda en Zaragoza

Casa en dos tiempos

Reforma integral de vivienda en Zaragoza

En una ciudad como Zaragoza, donde el centro se impregna diariamente del clásico caos, es habitual que haya cierto público que busque refugio en la periferia. Este factor sumado a un fuerte componente sentimental, suponen el punto de partida del proyecto de reforma de vivienda y es que el lugar que vio crecer a Christian verá crecer a Bruno, generaciones distintas que conllevan adaptaciones espaciales y es aquí donde entramos nosotros.

En una ciudad como Zaragoza, donde el centro se impregna diariamente del clásico caos, es habitual que haya cierto público que busque refugio en la periferia. Este factor sumado a un fuerte componente sentimental, suponen el punto de partida del proyecto de reforma de vivienda y es que el lugar que vio crecer a Christian verá crecer a Bruno, generaciones distintas que conllevan adaptaciones espaciales y es aquí donde entramos nosotros.

En una ciudad como Zaragoza, donde el centro se impregna diariamente del clásico caos, es habitual que haya cierto público que busque refugio en la periferia. Este factor sumado a un fuerte componente sentimental, suponen el punto de partida del proyecto de reforma de vivienda y es que el lugar que vio crecer a Christian verá crecer a Bruno, generaciones distintas que conllevan adaptaciones espaciales y es aquí donde entramos nosotros.

En una ciudad como Zaragoza, donde el centro se impregna diariamente del clásico caos, es habitual que haya cierto público que busque refugio en la periferia. Este factor sumado a un fuerte componente sentimental, suponen el punto de partida del proyecto de reforma de vivienda y es que el lugar que vio crecer a Christian verá crecer a Bruno, generaciones distintas que conllevan adaptaciones espaciales y es aquí donde entramos nosotros.

En una ciudad como Zaragoza, donde el centro se impregna diariamente del clásico caos, es habitual que haya cierto público que busque refugio en la periferia. Este factor sumado a un fuerte componente sentimental, suponen el punto de partida del proyecto de reforma de vivienda y es que el lugar que vio crecer a Christian verá crecer a Bruno, generaciones distintas que conllevan adaptaciones espaciales y es aquí donde entramos nosotros.

Cliente: Christian, Helena y Bruno
Superficie: 130 m2
Estado:
Finalizado
Cronología: Mayo-Septiembre 2019
Localización: Vía Hispanidad, Zaragoza
Tipo de obra: Proyecto de interiorismo
Precio construcción: 70.000 €

Cliente: Christian, Helena y Bruno
Superficie: 130 m2
Estado:
Finalizado
Cronología: Mayo-Septiembre 2019
Localización: Vía Hispanidad, Zaragoza
Tipo de obra: Proyecto de interiorismo
Precio construcción: 70.000 €

Cliente: Christian, Helena y Bruno
Superficie: 130 m2
Estado:
Finalizado
Cronología: Mayo-Septiembre 2019
Localización: Vía Hispanidad, Zaragoza
Tipo de obra: Proyecto de interiorismo
Precio construcción: 70.000 €

Cliente: Christian, Helena y Bruno
Superficie: 130 m2
Estado:
Finalizado
Cronología: Mayo-Septiembre 2019
Localización: Vía Hispanidad, Zaragoza
Tipo de obra: Proyecto de interiorismo
Precio construcción: 70.000 €

Cliente: Christian, Helena y Bruno
Superficie: 130 m2
Estado:
Finalizado
Cronología: Mayo-Septiembre 2019
Localización: Vía Hispanidad, Zaragoza
Tipo de obra: Proyecto de interiorismo
Precio construcción: 70.000 €

La vivienda, que en origen contaba con dos accesos, mantuvo tras la reforma el de servicio gracias a que su posición estratégica permitía, sin delimitar físicamente el recibidor, que funcionara como tal.

La vivienda, que en origen contaba con dos accesos, mantuvo tras la reforma el de servicio gracias a que su posición estratégica permitía, sin delimitar físicamente el recibidor, que funcionara como tal.

La vivienda, que en origen contaba con dos accesos, mantuvo tras la reforma el de servicio gracias a que su posición estratégica permitía, sin delimitar físicamente el recibidor, que funcionara como tal.

La vivienda, que en origen contaba con dos accesos, mantuvo tras la reforma el de servicio gracias a que su posición estratégica permitía, sin delimitar físicamente el recibidor, que funcionara como tal.

La vivienda, que en origen contaba con dos accesos, mantuvo tras la reforma el de servicio gracias a que su posición estratégica permitía, sin delimitar físicamente el recibidor, que funcionara como tal.

Un TOPOS fuertemente marcado por la dualidad espacio/temporal distinguen dentro del proyecto de interiorismo, la zona de día de la zona de noche, conectándose a través del pasillo que pasó de ser un defecto a una virtud ya que se trató con la misma delicadeza con la que se trataron el resto de estancias. La zona más pública de la reforma se presenta como un único espacio y es su propia morfología la que define los usos que en ella se desarrollan.

Un TOPOS fuertemente marcado por la dualidad espacio/temporal distinguen dentro del proyecto de interiorismo, la zona de día de la zona de noche, conectándose a través del pasillo que pasó de ser un defecto a una virtud ya que se trató con la misma delicadeza con la que se trataron el resto de estancias. La zona más pública de la reforma se presenta como un único espacio y es su propia morfología la que define los usos que en ella se desarrollan.

Un TOPOS fuertemente marcado por la dualidad espacio/temporal distinguen dentro del proyecto de interiorismo, la zona de día de la zona de noche, conectándose a través del pasillo que pasó de ser un defecto a una virtud ya que se trató con la misma delicadeza con la que se trataron el resto de estancias. La zona más pública de la reforma se presenta como un único espacio y es su propia morfología la que define los usos que en ella se desarrollan.

Un TOPOS fuertemente marcado por la dualidad espacio/temporal distinguen dentro del proyecto de interiorismo, la zona de día de la zona de noche, conectándose a través del pasillo que pasó de ser un defecto a una virtud ya que se trató con la misma delicadeza con la que se trataron el resto de estancias. La zona más pública de la reforma se presenta como un único espacio y es su propia morfología la que define los usos que en ella se desarrollan.

Un TOPOS fuertemente marcado por la dualidad espacio/temporal distinguen dentro del proyecto de interiorismo, la zona de día de la zona de noche, conectándose a través del pasillo que pasó de ser un defecto a una virtud ya que se trató con la misma delicadeza con la que se trataron el resto de estancias. La zona más pública de la reforma se presenta como un único espacio y es su propia morfología la que define los usos que en ella se desarrollan.

El CRONOS, una vez más, aparece de la mano del interiorismo, mostrándose en él su personalidad clásica y minimalista. Christian y Helena, fueron dejándose llevar y descubriéndose a la vez que lo hacía el propio proyecto de reforma. El estilo clásico, que se refleja en el empleo de la madera en espiga, la piedra o las molduras, se fusiona a la perfección con el minimalismo en los detalles. Pinceladas de actualidad con la presencia de formas orgánicas y colores vivos, hacen del conjunto un medio evocador. Todo ello hace que el resultado de la intervención demuestre que la simplicidad de los diseños no está reñida con la presencia de matices que van creando estímulos sensoriales y que le otorgan a cada espacio un carácter espacial que hace que de cada escenario un proyecto de interiorismo en sí mismo.

El CRONOS, una vez más, aparece de la mano del interiorismo, mostrándose en él su personalidad clásica y minimalista. Christian y Helena, fueron dejándose llevar y descubriéndose a la vez que lo hacía el propio proyecto de reforma. El estilo clásico, que se refleja en el empleo de la madera en espiga, la piedra o las molduras, se fusiona a la perfección con el minimalismo en los detalles. Pinceladas de actualidad con la presencia de formas orgánicas y colores vivos, hacen del conjunto un medio evocador. Todo ello hace que el resultado de la intervención demuestre que la simplicidad de los diseños no está reñida con la presencia de matices que van creando estímulos sensoriales y que le otorgan a cada espacio un carácter espacial que hace que de cada escenario un proyecto de interiorismo en sí mismo.

El CRONOS, una vez más, aparece de la mano del interiorismo, mostrándose en él su personalidad clásica y minimalista. Christian y Helena, fueron dejándose llevar y descubriéndose a la vez que lo hacía el propio proyecto de reforma. El estilo clásico, que se refleja en el empleo de la madera en espiga, la piedra o las molduras, se fusiona a la perfección con el minimalismo en los detalles. Pinceladas de actualidad con la presencia de formas orgánicas y colores vivos, hacen del conjunto un medio evocador. Todo ello hace que el resultado de la intervención demuestre que la simplicidad de los diseños no está reñida con la presencia de matices que van creando estímulos sensoriales y que le otorgan a cada espacio un carácter espacial que hace que de cada escenario un proyecto de interiorismo en sí mismo.

El CRONOS, una vez más, aparece de la mano del interiorismo, mostrándose en él su personalidad clásica y minimalista. Christian y Helena, fueron dejándose llevar y descubriéndose a la vez que lo hacía el propio proyecto de reforma. El estilo clásico, que se refleja en el empleo de la madera en espiga, la piedra o las molduras, se fusiona a la perfección con el minimalismo en los detalles. Pinceladas de actualidad con la presencia de formas orgánicas y colores vivos, hacen del conjunto un medio evocador. Todo ello hace que el resultado de la intervención demuestre que la simplicidad de los diseños no está reñida con la presencia de matices que van creando estímulos sensoriales y que le otorgan a cada espacio un carácter espacial que hace que de cada escenario un proyecto de interiorismo en sí mismo.

El CRONOS, una vez más, aparece de la mano del interiorismo, mostrándose en él su personalidad clásica y minimalista. Christian y Helena, fueron dejándose llevar y descubriéndose a la vez que lo hacía el propio proyecto de reforma. El estilo clásico, que se refleja en el empleo de la madera en espiga, la piedra o las molduras, se fusiona a la perfección con el minimalismo en los detalles. Pinceladas de actualidad con la presencia de formas orgánicas y colores vivos, hacen del conjunto un medio evocador. Todo ello hace que el resultado de la intervención demuestre que la simplicidad de los diseños no está reñida con la presencia de matices que van creando estímulos sensoriales y que le otorgan a cada espacio un carácter espacial que hace que de cada escenario un proyecto de interiorismo en sí mismo.

proyecto-interiorismo-zaragoza-10

Dibujo realizado por Alejandro Lezcano Maestre, Arquitecto Director de Cronotopos Arquitectura

Dibujo realizado por Alejandro Lezcano Maestre, Arquitecto Director de Cronotopos Arquitectura

Dibujo realizado por Alejandro Lezcano Maestre, Arquitecto Director de Cronotopos Arquitectura

Otros Proyectos

Otros Proyectos

Otros Proyectos